Imitando a otras ciudades: yarn bombing o graffiti de punto

El mundo del graffiti ha estado dominado por hombres, pero ¿qué pasaría si las mujeres se dedicaran al street art?

La respuesta la tenemos en el yarn bombing ( bombardeo de hilo) que no es otra cosa que recuperar el tricotado de las abuelas y forrar de lana el mobiliario urbano.

Jessie Hemmons es una de las pioneras de este arte. Empezó tricotando un jersey fucsia para la estatua de Rocky en Filadelfia.

Lauren, de Knit the city sorprendió a todo Londres con una cabina telefónica envuelta en un croché multicolor.

Agata Oleksiak ha revolucionado Nueva York envolviendo al toro de Wall Street en punto y se rige por la máxima” las mujeres que se portan bien, raramente hacen historia”. Ahora es toda una institución.

 

Este fenómeno se ha extendido como la pólvora por el mundo y podemos ver auténticas maravillas envueltas en lana. Eso sí, estas obras de arte mueren en poco tiempo por la delicadeza del material.

¿Cuándo nos despertaremos con San Mamés envuelto en ganchillo?

Y nuestras abuelas sin saber que fueron las precursoras del graffiti de punto!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s